LOS ZAPATOS DE PAPÁ

por Alma Santiago

Son las 7:30 de la noche, papá no debe tardar en llegar de su trabajo. Vigilo la puerta, mi mirada se centra en el umbral mientras mamá me dice que termine de comer toda la cena.

Al levantarme de la mesa voy al cuarto y noto que debo recoger mis juguetes con los que todo el día estuve jugando.

Empiezo a recoger mi mundo fantasioso, a mis tantas lindas muñecas. Hoy no fue un día muy divertido, quiero jugar a otras cosas.

—¡Es hora del baño! —mamá grita desde la cocina.

—Pff —suspiro. Sólo quiero que ya sea sábado para ir al parque y subirme a todos los juegos.

Escucho que abren la puerta, es papá que llega del trabajo. Nos saluda. Se quita sus zapatos y deja sus cosas en una mesita.

Sus zapatos me encantan, son muy chistosos y cómodos. Sin dudarlo, me los pongo. ¡Soy como un payaso o un pato con grandes patas! Mis papás se ríen, pero para mí son geniales.

—¡Ya quiero ser adulta! —Quiero ser como mi papá, ir al trabajo y comprarme todo lo que quiera, y lo mejor de todo: poder dormir hasta tarde.

Después del baño y estar lista para dormir, le digo a mamá que ya quiero crecer.

—No creo que quieras hacerlo; cuando lo seas, verás que todo es diferente —me contesta.

Pero yo sólo pienso en que será divertido.

Y así fue, mamá tenía (como siempre) la razón.

 

IMAGEN

Las meninas >> Diego Velazquez., España, 1599-1660.   

Alma Santiago es originaria de Xalapa, Veracruz, México. Escritora, soñadora, amante del arte, de plasmar experiencias y una que otra dedicatoria amorosa a través de las letras. Es egresada de la licenciatura en Publicidad y Relaciones Públicas de la Universidad Veracruzana. Desde entonces ha participado activamente en el ámbito cultural, colaborando en la difusión y la apertura de espacios para mostrar el trabajo de músicos y pintores; inspirada en esta labor, es co-fundadora de AS Agencia cultural, una organización dedicada a  promover el trabajo de artistas plásticos y proyectos culturales.


Visitada 31 veces, 1 visitas hoy.

TE PUEDE INTERESAR

Dejar un comentario